Sostenibilidad el nuevo reto para las empresas

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram
WhatsApp

La sostenibilidad se ha convertido en uno de los objetivos más importantes de las empresas, y también es algo que importa cada vez más a consumidores y usuarios, hasta tal punto que estos suelen valorar de una manera más positiva a aquellas empresas que han adoptado un modelo sostenible y que muestran un profundo respeto por el medio ambiente.

Podemos decir que hoy, más que nunca, la sostenibilidad es una necesidad, algo imprescindible para las empresas, y no solo por todo lo que implica de cara al cuidado del planeta, sino también por el papel juega en la imagen de las empresas, y porque las políticas sostenibles y respetuosas con el medio ambiente pueden ayudarles a reducir costes y a mejorar su eficiencia.

En este sentido, la sostenibilidad se ha convertido en uno de los grandes aliados para reducir la huella de carbono de las empresas, y para ayudarlas en su aventura hacia la sostenibilidad. El camino que nos llevará hacia la sostenibilidad es largo y puede parecer complicado, pero al final todo es más fácil si contamos con las herramientas adecuadas, y este caso no es una excepción.

En un mercado donde los consumidores valoran cada vez más las prácticas y el compromiso de las marcas, las empresas con un desarrollo sostenible tienen una ventaja competitiva. Contar con una estrategia de sostenibilidad en la empresa también mejora la imagen de marca, atrae a más inversores  a la larga aumenta la productividad ya que genera un mayor compromiso de los empleados y reduce los costos con medidas de ahorro y reutilización.

Estrategias de sostenibilidad de una empresa 

  1. Aplicar la economía circular. Este modelo de desarrollo propone reducir la entrada de componentes y reutilizar los que ya se encuentran en el mercado para consumir menos recursos naturales y producir menos residuos. Es precisamente lo que ha hecho Everlane, la marca de moda que ha lanzado ReNew, una línea de ropa realizada con plástico reciclado.
  2. Utilizar fuentes de energía renovable. Además de ahorrar los recursos energéticos, las empresas sostenibles del futuro deben obtener su energía de fuentes renovables. Lego, por ejemplo, no solo está reduciendo el embalaje de sus juguetes, sino que también se ha propuesto trabajar con energía 100 % renovable y espera alcanzar la neutralidad de carbono en 2022.
  3. Apostar por el comercio justo. Una empresa sostenible también se preocupa por el crecimiento y el bienestar de las comunidades donde opera, ya sea pagando salarios justos o mejorando directamente sus condiciones de vida. Starbucks, por ejemplo, se comprometió a abastecerse de café de manera ética y transparente en 2008 y en la actualidad todo su café proviene del comercio justo, una práctica acreditada por terceros.

(Fuente: MyComputer/Eserp)

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

Calendario

mayo 2024
L M X J V S D
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Comparte

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram
WhatsApp